Buscar este blog

miércoles, 2 de diciembre de 2015

Equinoccio de Otoño: Sexismo en los libros

Hola, el día de hoy vengo a hablarles de algo que me ha dado muchísimas vueltas en la cabeza, y que estuve dudando mucho si compartir lo que siento con ustedes, porque realmente siento que es un tema controversial, pero como estaba cansada de tener tantas cosas que decir y no hacerlo, pues decidí escribir una entrada al respecto, porque al fin y al cabo para eso se tiene un blog.


Recientemente a causa de la saga de libros escrita por Ana Todd, After este tema fue tratado en una gran cantidad de blogs, donde se tomaban su tiempo para exponer los claros ejemplos de machismo que están en el libro, y de cómo la actitud de su protagonista es sin duda alguna un mal ejemplo. También entraron en discusión otros libros conocidos como Cincuenta Sombras de Grey, Hush Hush, Beautiful Disaster, y por supuesto no podía quedarse afuera Crepusculo por Stephenie Meyer.En todas y cada una de esas entradas se atacaba bastante al machismo, y se ponían ejemplos dentro del libro que mostraban como los protagonistas masculinos de los libros de cierta forma presentaban una actitud de superioridad frente la protagonista femenina que es extremadamente débil y consiente todos los abusos. Sin embargo hubo algo que no me dejó satisfecha en todas esas entradas, y fue el hecho de que en ningún momento vi que se hablara de igualdad, sino que es una especie de feminismo que recientemente se ha hecho bastante popular donde no se habla de equidad entre el hombre y la mujer sino de personajes femeninos bastante más radicales, cosa con la que no estoy de acuerdo, por eso vine aquí a escribir esta entrada.





Mi intención no es criticar esos libros, sino en general lo que es el concepto de feminismo, ya que es algo que en los últimos años ha cogido bastante fuerza, y ahora estamos rodeados de las que se hacen llamar “feministas” pero entonces yo quise ir al inicio de la historia, donde los verdaderos movimientos por los derechos de la mujer fueron conseguidos y por esas mujeres que lograron adaptar esos derechos a nuestra sociedad actual, pues de no ser así, nuestra vida sería bastante diferente, y no sería para bien.
No tenemos que retroceder demasiado en la historia para encontrar condiciones mucho más desfavorecidas para las mujeres. No teníamos derecho a voto, ninguna clase de voz ni poder político, nuestra validez como personas recaía en con quién nos casábamos y cuantos hijos teníamos, sin embargo mujeres como Rosa Parks, Margareth Tacher y Eleanor Roosevelt han logrado romper esquemas y ser reconocidas mundialmente por ser exitosas y luchar por un mundo mejor. Las ideas de estas y  muchas otras grandes mujeres de la historia siempre se basaron en el respeto y la igualdad, en la posibilidad de salir adelante independientemente de quien seas o como luzcas, porque todos merecemos una oportunidad en la vida para hacer un cambio y encontrar una vida mejor. Esas mujeres fueron las representantes de movimientos humanitarios y algunas como Susan.B.Anthony dedicaron su vida a conseguir derechos para la mujer, pero lo que esas mujeres exigían era un lugar en la sociedad, ser tratadas con la misma importancia que los hombres y que sus ideas no se limitaran tan solo a su género sino que trascendieran mucho más allá, pedían educación y oportunidades laborales, y libertad para expresar sus ideas.



A lo que pretendo llegar es que el propósito de los movimientos feministas en su momento fue el de hallar la igualdad, sin embargo, y a pesar que en el diccionario la palabra signifique lo mismo, la verdad es que el término se ha perdido en el camino, haciendo pensar que el feminismo es lo mismo que el machismo, que el único propósito es establecer una superioridad sobre el hombre y declarar más que una dependencia una especie de guerra, sin embargo ha de haber una razón por la cual en tan poco tiempo se le ha dado la vuelta a un pensamiento que pretendía hallar el valor y la igualdad tanto de hombres como de mujeres a ser un movimiento “anti-hombres”. Personalmente no creo que haya salido de la nada, y podría atreverme a decir que el problema es el tipo de roles femeninos que se han establecido, y como dije que veníamos a hablar de libros, entonces hablemos de libros.

Isabella Swan – Crepúsculo – Stephenie Meyer


Hablando en serio, creo que Bella Swan es un blanco fácil cuando se va a hablar de personajes femeninos débiles. Cuando entramos en esta historia, conocemos a una chica increíblemente insegura que más allá del hecho de ser la novia de Edward es prácticamente nada, carente de personalidad, un personaje poco senzato que poco hace más que crear problemas para que el protagonista principal pueda resolverlo y demostrar lo genial y guapo que es, pero ni siquiera él se salva de las críticas de cientos de fanáticos, porque la verdad sea dicha Edward también representa a un personaje bastante débil, pero además posesivo y lo peor si consideramos que estamos hablando de un libro… es poco creíble.

Sin embargo como Bella y Edward tenemos muchísimos personajes iguales, ya sea Anasatasia y Christian, Abby y Travis, Patch y Norah, y la última pareja que se unió al grupo Tessa y Hardin. Sin embargo mi propósito no es criticar ni a estos libros ni a sus autores, sino solo resaltar el hecho de que la literatura juvenil se ha llenado de el mismo tipo de personajes que cargan con mediano honor todos los estereotipos habidos y por haber.



Por lo tanto era cuestión de tiempo que entraran en el panorama otro tipo de personajes, personajes que pudieran adaptarse a la imagen de otras chicas que buscaban equilibrar la balanza y encontrar un personaje que pudiera capturar mejor lo que es ser una mujer… Pero creo que después todo se salió un poco de control.

Ya no nos encontramos con personajes débiles que ceden a todo lo que el personaje masculino les dice, nos deshacemos de los personajes masculinos abusivos y de las protagonistas que no son capaces de concebir otro tipo de pensamiento diferente al de 1) El chico que le gusta y 2). Quien quiera separarlos (Que suele ser otra chica), así que en teoría ¿Qué podría salir mal?

Margo Roth Spiegelman & Alaska Young


Si bien me sigo declarando fan de John Green no puedo evitar sentir molestia con el personaje de Margo y mucho menos con el de Alaska, pero no solo con los personajes en sí, sino en general por la manera en la que fueron recibidos, con comentarios como “¡Al fin una chica que toma las riendas! O “Por fin tenemos a una mujer real” Porque si  nos paramos a pensarlo tanto Margo y Alaska están completamente relacionadas con dos personajes respecivamente Quentin y Milles, los cuales tienen demasiado parecido con Bella y Tessa. Representan la obsesión absoluta por una persona, representan las inseguridades, la estupidez y la falta de personalidad, por no hablar de Collin Singleton que también es un personaje muy débil.

Pero los vemos diferentes básicamente porque son hombres. Y entonces no hemos conseguido nada porque juzgamos las errores por quien los comete, no por lo que son realmente. No creo que tenga sentido decir que es peor que una mujer robe a que un hombre robe, sin finalmente lo que está mal es el robo y el ladrón podría ser cualquiera.

Tanto Margo como Alaska son personajes manipuladores, que si bien tienen un propósito dentro de la historia, representan algo y están en función del mensaje que se quiere transmitir, al final siguen siendo personajes que se aprovechan de una manera u otra de los sentimientos de otra persona, siguen siendo personajes egoístas y poco sensatos por lo que tampoco me puedo sentir identificada con ellas. Porque de nuevo NO SON REALES y no capturan lo que es una mujer.


Para este punto estarán pensando que mi problema es que no me gusta nada, entonces déjenme exponerles lo que si me gusta. (Y no es Katniss Everdeen)

Lo que estoy buscando en los libros que leo no son personajes perfectos, tampoco quiero personajes encasillados y no necesito personajes que con tal de conseguir lo que quieren pisoteen a todos los que se atraviesen por su camino, no quiero encontrarme personajes como…America Singer o Alaska Young y llamarlos modelos a seguir.
En un inicio el feminismo buscaba la igualdad, buscaba educación, libertad…

Así lucía antes el feminismo…





Y ahora así….


En un contexto diario donde no exista ni el maltrato doméstico, ni se nos niegue la educación  y podamos expresar como nos sentimos, ciertos grupos de personas han adoptado actitudes que perjudican lo que era el feminismo, y yo creo que el problema es que nunca se nos ha enseñado a conocernos a nosotros mismos.

Recientemente se habla mucho de cómo la sociedad afecta a las niñas de ahora, y baja el autoestima y presenta ideas que solo nos pueden hacer pensar que debemos imitar para sobrevivir, pero el problema no es lo que haga la sociedad, yo creo que el problema es que nos seguimos refiriendo a ella en tercera persona, sin darnos cuenta de que somos la sociedad, que el machismo si bien no se ha erradicado, no es el problema del rol de la mujer. El mayor ataque a las mujeres es el mismo feminismo, para empezar ¿Por qué necesitamos etiquetarnos tanto? ¿Por qué buscamos soluciones externas en lugar de internas?

No niego que nuestra autoestima si se ve afectada por todo lo que nos rodea, al contrario creo que hemos llegado a límites de baja autoestima donde si un hombre te abre la puerta, te está queriendo decir que no eres lo suficientemente capaz de hacerlo, si se dice que los hombres son más fuertes que las mujeres, es una clara discriminación, aunque en promedio la masa corporal de un hombre sea más alta que la de una mujer. Nos juzgamos por lo que somos, es como decir que un hombre es menos digno porque no puede dar a luz. Hemos reducido lo que somos a bromas e insultos, pero yo creo en esta frase…




Y si buscas en google “feminismo” todas las frases te van a hablar de… “Los hombres muchas veces dicen que…” Pero no podría ser menos cierto, una persona es perfectamente capaz de sentirse insegura sin que nadie nunca le haga una ofensa, y si nos ponemos a pensar la mayoría de ofensas hacía las mujeres provienen de otras mujeres. De cierta manera hay una especie de competencia silenciosa no solo entre ambos generos sino por dentro, los hombres quieren superar a otros hombres las mujeres quieren superar a otras mujeres, creamos estándares nos obligamos a seguirlos y al final del día solo estamos en una guerra civil.

Y somos tan egoístas que creemos que el problema nos abarca solo a las mujeres, pero en realidad todos estamos atrapados en lo mismo, y seguimos celebrándolo con torpes marchas, y se pelea por usar faldas cortas sin ser juzgada, eso no es igualadad eso tan solo es un escudo para cubrirnos de nuestras inseguridades, el feminismo actual parece perjudicar la femeneidad, presenta a una mujer no solo independiente, ni inteligente, ni siquiera interesan sus logros, sino parece concentrarse en nuestro cuerpo, y culpamos de eso a otras personas, culpamos a los hombres de sentirnos mal con quienes somos, creemos que la única manera de proteger lo que sentimos es atacando.

Y considero estúpido que la lucha actual sea sobre como una mujer tiene derecho de vestirse como quiera sin que nadie tenga derecho a insultarla, básicamente alegamos que solo se utiliza a una mujer como un objeto, pero a la hora de abrir la boca los movimientos feministas de ahora lo primero que usan es su cuerpo, lo primero que hacen es atacarse a sí mismas, siempre me ha parecido horrible ver como una mujer puede referirse a sí misma o a sus amigas de una manera despectiva, y luego pelear para que nadie pueda agredirles, si Rosa Park se hubiera referido a sí misma o a la población de color de una manera despectiva y luego hubiera exigido que los blancos le tratasen con respeto nadie le habría hecho caso, eso no justifica el hecho de que alguien le falte al respecto, pero si resalta la inutilidad de lo que exige.

Yo no creo que debamos perder la suavidad en las palabras y los argumentos a la hora de expresar lo que queremos, no creo que si una mujer quiere definirse a sí misma como independiente tenga que dejar atrás todo cuanto pueda representar a una mujer.

Hace poco vi la última película de Cenicienta protagonizada por Lily James y les había dicho que me había gustado mucho y que quería discutir algo dentro de la película, así que me parece el momento adecuado para hacerlo…

Lo que más me impacto de la película es lo que dice la mama de Cenicienta a su hija antes de morir: “BE BRAVE AND BE KIND” “SÉ VALIENTE Y SE AMABLE” y como durante toda su vida Cenicienta intenta cumplir esta promesa. Yo creo que la actitud que Cenicienta tiene durante la película es la adecuada, independientemente de lo que haya conseguido al final, si hubo un hada madrina o no la hubo, si hubo magia, un príncipe o lo que sea. Cenicienta jamás incumplió a sus principios pero no por eso permitió que le pasaran encima, no por eso tuvo una actitud débil sino que demostró que la amabilidad sin valentía es nula, pero también que la valentía cuando se es utilizada sin amabilidad nunca consigue buenos resultados.

No sé si he logrado explicar como me siento, y es probable que muchas de mis palabras sean mal interpretadas porque tal vez estén mal escritas, pero lo que he intentado decir durante todo este tiempo, es que yo creo que la amabilidad, la tolerancia y la empatía pueden resultar ser armas mil veces más poderosas que el odio y la crítica, que yo creo en el perdón de corazón, creo que somos igual de importantes, pero no somos iguales y ni siquiera deberíamos buscar serlo, sino que debemos encontrar lo que hay en nuestro interior que nos impulsa a defender a otras personas, a conocernos a nosotros mismos, a explorar por completo todo lo que somos, y aprender a mejorar, a ver el amor como la fuerza más poderosa del mundo entero, porque lo es, aunque tengamos perdidas dolorosas, y nos sintamos mal en ocasiones. Yo creo que no deberíamos hablar de machismo ni de feminismo, yo creo que debemos romper la brecha que divide a los hombres de las mujeres, y dejar de vernos como contendientes, porque en realidad todos somos un gran equipo y no quiero más libros que hablen ni de mujeres ni de hombres que toman las riendas en una relación, no quiero personajes que pisoteen a quien sea para llegar a donde quieren, no quiero personajes perfectos, pero mucho menos quiero personajes que quieran convertir el egoísmo en fortaleza, ni la arrogancia en confianza, quiero personajes que quieran descubrir quienes son, que puedan ver la belleza en las cosas pequeñas de la vida, que usen sus palabras en lugar de los escándalos, en lugar de sus cuerpos y en lugar de cualquier tipo de violencia. Quiero personajes que se den cuenta de que en el mundo no hay un bando bueno y un bando malo, sino personajes que logren entender que hay algo más grande que nos conecta a todos con todos, algo que no se mide en puntos de coeficiente intelectual o en nuestro color de ojos, sino más bien en lo que nos comunican los ojos, en la esperanza, en el cambio, en la tolerancia y principalmente en el hecho irrefutable de que no importa cuan perdidos estemos siempre hay una posibilidad por más mínima que parezca de encontrarnos de nuevo y conseguir trazar nuestro camino.

Tal vez no he elegido  las palabras adecuadas, así que con un poco e suerte podrán comprender a lo que me refiero al ver este vídeo...








Y eso es todo...

FELICES JUEGOS DEL HAMBRE Y QUE LA SUERTE ESTÉ SIEMPRE DE VUESTRO LADO







10 comentarios:

  1. ¡Hola!

    Muy, muy buen post. En serio que me ha gustado mucho, y creo que tienes razón. Yo soy feminista, pero feminista de verdad. Creo que hay violencia tanto en hombres como en mujeres, etcétera. Digo etcétera porque yo también escribí un post en mi blog, y te lo voy a dejar para que lo leas (si quieres, claro): http://lacanciondelarje.blogspot.com.es/2015/11/la-gran-marea-morada-contra-la.html
    Aunque hay algo que no has explicado bien, y que entiendo como postura que adoptas, pero ese falso feminismo se llama hembrismo, y también están las feminazis, que son mujeres, las primeras, que creen que la mujer es superior al hombre, y las segundas son radicales extremas del hembrismo con una falsa apariencia de feminismo, viendo por todas partes cosas que atentan contra la mujer, y que ensucian el feminismo.
    No sé, y lo de los libros, la única trilogía que me he leído de los que has nombrado es 50SdG, y me parece la basura más grande que me he leído nunca. Pero bueno...

    ¡Un beso! Espero verte por el blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, no expliqué eso porque no estoy de acuerdo con esas ramas del feminismo. Valoro tu opinión y la respeto, pero no la comparto yo creo que deberíamos dejar de hablar de feminismo y hablar de igualdad, independientemente de que el feminismo trate conseguir la igualdad, la verdad es que si dejamos de separarnos de esa manera para simplemente ser personas, como ya dijo Eleanor Roosevelt: "Nadie puede hacerte sentir inferior sin tu consentimiento". No tenemos que enseñar a evitar la violencia, sino enseñar a las personas a valorarse a sí mismos y a los demás, así de esta forma dejará de haber una brecha entre ambos géneros. Tanto los atacantes como los atacados siempre son personas con inseguridades, también creo que debemos dejar de ofendernos por cosas estúpidas, y defender causas ridículas cuando se tienen problemas más grandes como la violencia domestica, y países donde en realidad las mujeres viven oprimidas. Porque la única forma de evitar la presión social sobre las personas es que las mismas personas empiecen a apreciarse y conocerse a sí mismos.

      Eliminar
  2. Wooowww! Ni siquiera se por donde empezar. Me ha encantado la entrada, es larga, pero la he leído toda y estoy totalmente de acuerdo contigo. Creo que haz sabido expresarte muy bien, al menos a mí me ha parecido muy claro. Y como ya dije: estoy totalmente de acuerdo. El feminismo en sus orígenes no era lo que es hoy, era sobre hacer respetar los derechos que correspondían a la mujer por ser un ser humano, no buscaba atropellar a los hombres. No creo que los hombres y las mujeres deban ser iguales, de hecho, el que sean diferentes es justamente lo que los hace perfectos el uno para el otro, lo que a uno le falta el otro lo tiene. Recuerdo que hace un tiempo una booktuber española comentaba en un video que había visto un video donde unos chicos tenían que usar el bikini que usamos las mujeres y la booktuber mencionaba que este chico se había asombrado al darse cuenta que uno tenía que depilarse para que no se viera todo el bello púbico y la chica decía que ese es el tipo de cosas que los hombres no tienen que enfrentar y las mujeres sí, porque esa es la carga que nos ha impuesto la sociedad por ser mujeres, y yo pensaba "claro que no, esa carga no la ha impuesto la sociedad, lo hemos hecho nosotras las mujeres, la depilación, los tacos que dañan los pies y cualquier otra cosa similar son inventos creados por la mujer" y es cierto lo que tú dices, la mujer muchas veces es el peor enemigo de la mujer, nadie la critica tan duramente como ella misma, y es triste ver que en realidad muchas de nuestras fortalezas como mujer, muchas de las cosas más bellas de ser mujer hoy en día se menosprecian: la bondad, la dulzura, el hecho de ser madres incluso y son percibidas como una debilidad, cuando en realidad el ser buena y amable no te hace menos fuerte ni menos valiosa ¡todo lo contrario! Cuando un hombre te ayuda a cargar algo pesado o te abre la puerta, no lo hace porque crea que eres inútil o dedil, lo hace porque quiere ayudar, es caballerosidad y no creo que eso sea malo en absoluto. En fin, mejor no me extiendo más con esto, no sé si he dicho lo que quería o si son un montón de pensamientos inconexos, pero me alegra que te animaras a escribir esta entrada y creo que tienes razón en todo lo que dices.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy de acuerdo contigo en todo lo que dijiste, es más incluso me dan ganas de copiar tu comentario y ponerlo en la entrada, porque explicas todo muy bien.

      Es como cuando dicen que decir que una mujer hace mal al usar ropa que muestre su cuerpo es ser machista, pues yo no estoy de acuerdo, no creo que ninguna mujer ni tampoco un hombre deba vestirse buscando provocar, creo que es irrespetuoso. Porque no nos mintamos niinguna persona se va a poner tacones de veinte centímetros, una mini falda y un escote que le llega a la cintura solo porque sí, solo por sí misma, esa es la mayor mentira que se dicen las personas, y no lo digo por ser una persona ajena a todo eso, pero soy conscientes de que muchas cosas hacemos cosas por seguir una especie de cánones sociales que nosotros mismos nos metimos en la cabeza, o acaso a alguien le va a gustar que pase al frente de su pareja o en algún lugar serio una persona completamente irrespetuosa con su manera de vestir. Es ridículo.

      Es más, hace poco escuche a alguien decir que entre más hijos quiere tener una mujer entonces menos interesante es esa mujer, eso es completamente patético, si hablamos de mujeres fuertes, entonces hablamos de mujeres que son responsables de su cuerpo, que no necesitan utilizarlo para llamar la atención porque les basta con sus argumentos, y mujeres que tienen el derecho de decidir tener un matrimonio con niños sin ser considerada inferior, o sometida a la vida doméstica o algo así. Es como si se pensara que una mujer que quiere tener una familia es porque es una persona frustrada en sus sueños o sin expectativa alguna en la vida.

      Saludos, Gaby.

      Eliminar
  3. Sólo dos cosas voy a decir:
    1. Te aplaudo por animarte a decirlo, si una mujer no es feminista se la tilda de machista. Así que bien por vos que te hayas animado y lo hayas expuesto;
    2. Pienso lo mismo que vos, y cada vez que lo digo no se me entiende. Así que la próxima les paso este post y listo.
    Saludos ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias.
      Aún así hay personas que no entienden a lo que me refiero, y dicen que no entendemos lo que es el feminismo, y si el feminismo realmente abarcara todas las cosas que yo considero como igualdad aún así tendrían que admitir que tiene un serio problema etimológico la palabra.

      Saludos

      Eliminar
  4. Yo creo que esto es algo con lo que los autores deberían de tener mucho cuidado ya que pueden estar lanzando un mensaje equivocado. En el caso de After, creo que es un ejemplo claro de esto, tratan de vendernos esa relación como perfecta cuando yo creo que es totalmente tóxica. Un besote :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy de acuerdo contigo, y lo peor es que hay personas que se dejan influenciar con ellos

      Eliminar
  5. Hola Otoño.
    Que buena entrada has escrito. Yo también estoy muy chocada sobre las relaciones que existen en los libros, poniendo a una mujer débil y que se deja hacer lo que el hombre quiere. Yo, al igual que tú, no pido personajes perfectos, sino que haya personajes que te sientas identificado con sus problemas y que se traten con igualdad.
    No sé como las escritoras de 50 sombras, Hush Hush , Maravilloso Desastre etc. Pudieron crear a un personaje femenino débil, siendo que ellas son mujeres también y que solo demuestran que para tener un amor así, debes de ser como el personaje femenino.
    Me encanto tu entrada, y estoy de acuerdo contigo en todo.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  6. Gracias, me alegra que te gustara la entrada.
    Como dices lo principal son personajes que se traten con igualdad y que te puedas identificar con ellos, porque eso significa que son realistas

    ResponderEliminar

Went seeking a great perhaps... meanwhile you can add a comment

Recuerda que lo más importante siempre es el respeto, espero tus comentarios que son la razón por la cual el blog avanza, y la de la felicidad de su administradora. :)